2


18 oct. 2017

Panecillos de leche y miel

Vamos a preparar unos panecillos de leche y miel, para el desayuno, os van a encantar, son sencillos de preparar, aunque se llevan su tiempo, por el reposo.

Panecillos de leche o bollitos suizos, que podemos comer con dulce o salado, mojados en el café o con un poco de queso y membrillo, un poco de mantequilla y salmón ahumado....a vuestra imaginación dejo el relleno.


Panecillos de leche y miel



Panecillos de leche y miel


Preparación de los panecillos de leche y miel


Ingredientes para unos 16 panecillos


  • 250 ml de leche tibia
  • 100 gr de azúcar 
  • 7 gr de levadura
  • 250 gr de harina  trigo normal
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 70 gr de mantequilla
  • 1 cucharita de vainilla
  • 3 huevos
  • 2 cucharadas de leche
  • 2 cucharada de miel


Vamos a poner en un bol, la leche, el azúcar y la levadura, lo mezclamos.

Por otro lado en un bol grande vamos añadiendo la harina, la sal, la mantequilla derretida,vainilla, 2 huevos enteros y la  1 cucharada de miel mezclamos y añadimos lo que teníamos en el otro bol, lo pasamos a la amasadora o si lo hacéis a mano, pues ánimo, tenéis que mezclar bastante bien, hasta que este perfectamente integrado y nos quede una masa lisa y pegajosa.



Panecillos de leche y miel



Lo sacamos del bol con las manos engrasadas y lo ponemos en un recipiente limpio y tapado a la espera a que duplique su volumen, alrededor de unos 60 minutos o más.

Con la nueva masa , que habrá duplicado, vamos hacer 16 bolitas, aproximadamente de un peso de 65 gr cada panecillo, que vamos metiendo en la misma bandeja que llevaremos al horno, los colocamos en fila y un poco separados, pues con el reposo que le vamos a dar ahora ocuparan toda la bandeja, recordar que deben doblar su tamaño y la bandeja debe estar engrasada para que no se quemen.



Panecillos de leche y miel



Una vez pase el tiempo de reposo, vamos a pincelar los bollitos con un huevo batidos y dos cucharadas de leche, tambien les podéis espolvorear con azúcar y ya  solo queda meterlos al horno por unos 14 o 16 minutos, cuidado, tienen que tener un bonito color dorado.

Al sacarlos esperamos a que enfríen para desmoldar y pintar con miel, que calentareis ligeramente en el microondas.

Espero que os guste...

Buen provechooooo
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

No hay comentarios:

Publicar un comentario